Saltar al contenido
Plantas Medicinales

La Yuca

Manihot esculenta

La yuca, a la cual también se le conoce como mandioca, casabe, casava, guacamota, tapioca o aipim, es un tubérculo de raíz comestible y está entre las principales fuentes que aportan carbohidratos a una gran cantidad de familias en Asia, África y Sudamérica. No es para menos, pues esta increíble planta, además de aportar abundante energía en las comidas, es muy útil como planta medicinal.

Sus múltiples propiedades le permiten reducir el colesterol, riesgo de enfermedades del corazón, el estreñimiento, el daño cerebral y hasta combatir la anemia. ¿Te animas a conocer más de esta maravillosa planta? Acompáñanos en este artículo donde te contaremos todas las bondades que la yuca nos puede ofrecer.

Descripción de la Yuca

La yuca es una planta originaria de la parte más central de América del Sur y se ha encontrado evidencia de que sus primeros cultivos datan desde hace más de 4000 años en Perú. En la actualidad, se ha logrado cultivar la planta en zonas africanas de similares condiciones climáticas.

La yuca, cuyo nombre científico es Manihot esculenta, puede llegar a tener hasta 3 metros de largo y cuenta con su raíz, la cual llega hasta 1 metro y tendrá una cáscara no comestible que funcionará de barrera para lo que más nos importa.

Tipos de Yuca

Estos son los principales tipos de yuca.

Yuca amarga

Es la más venenosa de la especie, pues produce mayores cantidades de compuestos de cianuro que la yuca dulce. Se podría decir que 10 veces más que esta última. Sin embargo, sigue siendo comestible una vez se pueda eliminar el cianuro y esto se puede lograr con distintas formas de cocción. 

Yuca dulce

Es la menos tóxica y la que es más común encontrar en la gastronomía de distintos países. A este tipo de yuca basta con hervirla mínimamente para que sea comestible, además se dice que esta es la que más nutrientes aporta al no necesitar tanta cocción o eliminación de compuestos.

Beneficios y propiedades de la yuca

La yuca, además de tener uso culinario, tiene múltiples beneficios medicinales. Veamos algunos de ellos:

  • Reduce el colesterol en la sangre: Se ha evidenciado mediante diversos estudios que la yuca reduce los niveles de colesterol total, atacando principalmente el denominado colesterol “malo” (altas cantidades de lipoproteína de baja densidad ‘LDL’) y reduciendo los niveles de triglicéridos. Además, la yuca cuenta con saponinas, fitoquímicos que son sustancias vitales cuando se busca reducir el colesterol en el torrente sanguíneo.
  • Regula la presión arterial: La yuca cuenta con cierta cantidad de potasio en su interior (270 mg por cada 100 gramos), el cual cuenta con las bondades de regular la presión arterial y frecuencia cardíaca.
  • Gran fuente de calcio y vitamina K: La yuca cuenta con este mineral muy necesario para todo lo relacionado a salud de huesos y dientes. Además, la vitamina K que nos provee es utilizada para la construcción de masa ósea, la cual es promotora de la actividad osteotrófica de los huesos y no deja que se pierdan los minerales adquiridos. Es decir, se adquiere calcio para los huesos y vitamina K evitar que se desaproveche.
  • Rebosante de energía: Lo mencionamos unos párrafos más arriba: mientras más cocción necesite, menos podremos aprovechar sus beneficios. 100 gr de yuca contienen cerca de 40 gr de carbohidratos y casi 160 calorías, los cuales irán disminuyendo mientras más cocción le demos. Por esta razón, la yuca es muy recomendada en las dietas de personas que realizan actividad física.
  • Previene del Alzheimer y los daños neuronales: Según estudios, la vitamina K encontrada en las hojas de plantas jóvenes de la yuca es útil para el tratamiento del Alzheimer y daños neuronales en personas de avanzada edad.
  • Combate la anemia: La yuca nos otorga otro mineral importante: el hierro. Consumirla regularmente en nuestras dietas previene la deficiencia del hierro en nuestro organismo y estimula la renovación de glóbulos rojos.

Usos o formas de consumo de la yuca

El consumo de la raiz de yuca se da principalmente como alimento y se suele comer cocida o acompañada de alguna salsa. Además, se utiliza para preparar la famosa harina de yuca, empleada para hacer panes dulces con relleno, etc. Esto dependerá de la gastronomía del país en el que te encuentres, pero, si deseas cocinarla tú mismo, es importante saber que debes pelar muy bien la cáscara antes de llevarla a cocción.

Contraindicaciones del consumo de yuca

Los efectos secundarios al consumir yuca se debe a la toxicidad con la que cuentan si no se cocinan como es debido, especialmente en las yucas amargas. Se han reportado casos de envenenamiento, parálisis y muertes a causa del cianuro.

Mujeres embarazadas, mujeres en lactancia, niños, personas con deficiencia de yodo y enfermedad de tiroides deben tener precaución al consumirla, incluso se recomienda evitarla a toda costa en estos casos.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar