Saltar al contenido
Plantas Medicinales

El Ajo

El ajo (allium sativum), también llamado ajete, se ha utilizado durante cientos de años para tratar los problemas de salud. Junto al aceite de oliva, es uno de los ingredientes estrella de la dieta mediterranea. Diversos estudios han demostrado los beneficios activos del ajo y sus efectos fisiológicos utilizándolo en diferentes formas: fresco, deshidratado, así como en extracto y junto a aceites.

Nutrientes del ajo

El ajo es rico en nutrientes que mejoran la salud y calidad de vida, no por ello es famoso por ser un super alimento. Entre estos nutrientes podemos encontrar:

  • La vitamina C ayuda a combatir diferentes problemas respiratorios como la gripe o el resfriado. También se le asocia a combatir algunas cepas de cancer.
  • El selenio ayuda a mantener ciertos niveles de energía y a mantener el desarrollo de huesos y músculos, no por ello cuando se nos cae el pelo o tenemos uñas rotas, puede ser por falta de este mineral.
  • El manganeso se encarga de combatir enfermedades como la osteoporosis a la par que protege nuestros huesos.
  • Vitamina B6 o piridoxina y otras del grupo B tienen la función de producir glóbulos rojos y de que la energía se reparta por todo el cuerpo.

Propiedades del ajo

Numerosos estudios prospectivos y epidemiológicos, demostraron que el consumo de ajos reduce el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares, ciertos tipos de cáncer y otras enfermedades crónicas. Más específicamente, el consumo de vegetales de la familia de las aliáceas como el ajo, tendría un efecto protector contra los cánceres.

  • Combate el cáncer: Estudios epidemiológicos indican un efecto positivo del consumo de ajo en la prevención de ciertos cánceres como el de estomago y de intestino.
  • Reduce las enfermedades cardiovasculares: Según la American Heart Association (AHA) existen algunas recomendaciones dietéticas que ayudan a prevenir el riesgo de enfermedades cardiovasculares, como el consumo de frutas y verduras, cereales integrales sin azúcar y productos lácteos bajos en grasa.  El ajo es uno de estos alimentos, por lo tanto, su consumo esta recomendado para la prevención de enfermedades cardiovasculares.
  • Cura diversas infecciones:El ajo se usa por sus diversas propiedades antimicrobianas y para el tratamiento de algunas infecciones en la medicina popular. El ajo ademas, contiene propiedades que podrían ayudar a prevenir los resfriados.

Como consumir el ajo

El ajo contiene encimas que permiten la formación de alicina, también posee diferentes antioxidantes y otros compuestos derivados del azufre que se consumen con el calor. Dependiendo del modo de cocción que usemos en el ajo, los derivados del azufre estarán en menor cantidad, aunque también se reducirán los antioxidantes. Entonces, el ajo crudo posee mas propiedades beneficiosas que el cocido aunque por el contrario puede no ser apto para todos los públicos.

Compuestos activos beneficiosos del ajo

El ajo contiene diversos compuestos naturales que benefician a nuestra salud, permitiendo un mejor sistema inmunologico contra ciertas enfermedades.

  • Compuestos de azufre: Se llaman así al contener uno o más átomos de azufre en su estructura química. Se liberan cuando el ajo se tritura o corta antes de consumirlo. En este punto aparece la alicina, que es la molécula responsable del olor característico que produce el ajo. Posteriormente, la alicina se transforma en otros compuestos de azufre como el sulfuro de dialilo y el ajoeno. Estos compuestos son los que evitan que ciertas células cancerosas se multipliquen y asi logren proteger el cuerpo.
  • Antioxidantes: Son compuestos que combaten a los radicales libres protegiendo las células del cuerpo. Son moléculas altamente reactivas involucradas en el desarrollo de enfermedades cardiovasculares y ciertos canceres ademas de combatir el envejecimiento. El ajo contiene varios compuestos antioxidantes, como los flavonoides y los tocoferoles.
  • Las saponinas: Se trata de compuestos presentes en el ajo y poseen la capacidad de disminuir el colesterol en sangre ademas de evitar la coagulación de la sangre, los cuales ayudan en la prevención de enfermedades cardiovasculares.

Contraiindicaciones y efectos secundarios del ajo

Existen diferentes casos en los que no se debe consumir ajo ya que siendo mezclado con otros componentes desate reacciones no deseadas, llegando a provocar situaciones graves dependiendo de persona.

  • No mezclar ajo con medicamentos anticoagulantes debido a que este potenciaría dichos efectos, provocando efectos graves incluso de sangrado.
  • El ajo no se debe consumir antes de una cirugía precisamente por el caso anterior, ya que prolongaria el sangrado post operatorio.
  • Evitar el ajo si se da leche materna ya que podría afectar en el sabor final.
  • Controlar el consumo en diabeticos ya que podría alterar los niveles de glucosa.
  • No consumir con el estomago vació en cantidades excesivas puesto que podria causar ciertos trastornos gastrointestinales. Se recomienda consumirlo en aceite si es el ajo crudo.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar